martes, 23 de febrero de 2016

Una cola de gas cinco veces más larga que su galaxia.

Existen galaxias de diferentes tipos: galaxias elípticas, espirales, lenticulares e irregulares. Y la protagonista de hoy pertenece a este último grupo, aunque no lo tengo muy claro. ¿Por qué? Lo veremos a continuación.
NG 4569
(Fuente: abc.es)

Se trata de NG 4569, una galaxia ubicada en el Cúmulo de Virgo (agrupación de varias galaxias) a 55 millones de años luz de la Vía Láctea. A simple vista está claro que es una galaxia de tipo espiral, pero si nos fijamos mejor, a la derecha vemos una nube de color rojo. Eso también le pertenece. 

Cuando los científicos descubrieron NG 4569, galaxia de tamaño medio, se dieron cuenta de que le faltaban grandes cantidades de gas. Pero gracias al Telescopio Canadá-Hawai-Francia y su cámara de alta sensibilidad, un equipo de astrónomos del Instituto de Astrofísica de Marsella hallaron la fuga.
Según los científicos, cuyo artículo puede leerse en la revista Astronomy and Astrophysics, fue un descubrimiento impresionante. La cola gaseosa, en comparación a esta, es cinco veces más larga y tiene un diámetro de unos 300.000 años luz.

Pero, ¿cuál es el origen de esta extraordinaria cola? Las galaxias jóvenes son capaces de captar gas muy caliente en su interior, y cuando estas entran en el clúster (tecnicismo inglés para referirse a un cúmulo de galaxias), empieza a girar alrededor de las otras. Teniendo en cuenta que en un gas muy caliente las partículas que lo conforman se mueven más rápido (de ahí procede la sensación de calor), y que la galaxia se mueve a 1.200 kilómetros por segundo; el gas no pudo hacer otra cosa que salir disparado hacia la posición actual.

No hay que olvidar que el tiempo continua y este gas, sin ninguna resistencia a su paso (sólo lo detendrá el enfriamiento del mismo) se sigue moviendo a día de hoy y, por lo tanto, su tamaño irá aumentando.

Teniendo en cuentas la enorme cantidad de galaxias y cúmulos de estas que existen, no es de extrañar que no sea la primera de su especie. Son muchas las galaxias que giran entorno a otras. Nuestra Vía Láctea gira entorno al centro de su cúmulo, el Grupo Local de Galaxias, y, ¿quién sabe si no hay otras galaxias girando y muriendo poco a poco por la pérdida del gas, elemento vital para la formación de estrellas?